La preocupación central de la reforma pensional deben ser las personas, no los mercados financieros

“Después de la contingencia derivada del Covid-19, tenemos que hablar sobre cómo proteger a las personas a través del sistema de pensiones. Hace mal al debate público defender el inmovilismo en el tema, lo que se necesita es abrir el diálogo y discutir las propuestas que existen”, aseguró Gibrán Ramírez Reyes, Secretario General de la Conferencia Interamericana de Seguridad Social (CISS).

 

Lo anterior, luego de la negativa de algunos legisladores, especialmente del partido de gobierno, MORENA, ante una propuesta de reforma al sistema de pensiones que proponía trasladar al Estado la administración de los fondos de pensiones, y su posterior rechazo con el argumento de “calmar” a los mercados financieros. “Es incorrecto desacreditar de entrada cualquier iniciativa que pretenda cambiar el modelo”, dijo el representante del organismo internacional.

 

Ramírez Reyes señaló que el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, ha dejado claro que no se pueden desamparar a las y los trabajadores, razón por la cual, meses atrás, pidió que se analizara a profundidad el tema, y frenó la propuesta impulsada por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

 

Recordó además, que el sistema pensional vigente en México, que optó por la privatización, no ha funcionado en casi ninguno de los países en los que se implementó, y que la gran mayoría lo está revirtiendo, tal y como lo han acreditado organismos como la Organización Internacional del Trabajo.

 

“La CISS ha analizado estas y otras propuestas y ha delineado en trazos gruesos una reforma que pone como eje principal el bienestar de los trabajadores y que no los condena a un futuro de ancianos empobrecidos, tal como sí lo hace el sistema actual”, aseguró.

Compartir ahora